Braquioplastia

Reduce exceso de Grasa en Brazos

¡Despídete de ese molesto problema de grasa!

Alterado por la gravedad y los años de edad, el exceso de grasa en los brazos, de las mujeres y varones, aparece antiestético, expuesto y a primera vista, en sus cuerpos; como si fuesen “alas de murciélago” y “aletas de tiburón”; generando, en ellos, sentimientos de vergüenza y, como consecuencia, una baja autoestima.

Preocupados y fastidiados por este problema, ellas y ellos se someten a la cirugía estética de braquioplastia, conocida – también – como levantamiento de brazos. Este procedimiento quirúrgico consiste en  retirar grasa de la zona tratada para mejorar la estructura estética de esa región y, en ese sentido, de todo el cuerpo.

Candidatos para una Braquioplastia

¡Son los que dicen “NO más”! Los candidatos son todos los que quieren eliminar, para siempre, el exceso de grasa en sus brazos. Otro requisito que se suma es que estos deben tener una condición adecuada de salud; lo que les  permitirá (a futuro) enfrentar apropiadamente la cirugía estética.

Cirugía en una Braquioplastia

¡Imagínate sin “alas de murciélago! En este proceso quirúrgico, el cirujano solicita al paciente que vaya a realizarse una serie de exámenes médicos, con el fin de determinar si es o no un candidato apropiado para ser intervenido y, a la vez, si su organismo es compatible o no con los fármacos a utilizar. Con esta medida se evita futuras complicaciones.

Anestesia. La braquioplastia se puede realizar bajo el tipo de  anestesia local (más sedación) o general. La primera es empleada para hacer pequeñas correcciones; mientras que la segunda, para operaciones más complejas, y  extensas. Ambos, según los especialistas, son utilizados para dormir al paciente y, de ese modo, se evita que sufra dolor.

Procedimiento quirúrgico. Durante la intervención se marcan líneas en la zona a tratar, después se realiza una incisión en la parte  interna del brazo y esta práctica varía según el caso de cada paciente (para que la cicatriz no se vea se hace incisiones en forma de Z). Posteriormente, se extrae grasa y elimina el exceso de piel del paciente.

Tipos.  Este cirugía se puede realizar a través de dos métodos: la braquioplastia simple, que – por lo general – es practicado en jóvenes y se interviene solo la cara interna de brazos; y la branquioplastia con extensión axilar y torácica, que – comúnmente – es desarrollado en pacientes adultos, quienes tienen con exceso de grasa en esa región.

Recomendaciones después de una Braquioplastia

¡Imagínate sin “brazos en péndulo”! Los cirujanos estéticos aconsejan que los pacientes deban cumplir las siguientes recomendaciones:

  • Evitar el consumo de alcohol, tabaco y ciertos mcedicamentos (no ayudan a cicatrizar heridas).
  • Evitar hacer actividades físicas
  • Evitar tomar sol por al menos tres meses
  • Evitar levantar los brazos
  • Evitar tocarse la zona intervenida
  • Cuidar región tratada a la hora de dormir

Braquioplastia en la Clínica Saint Paul

¡Corrige las mal llamadas “alas de murciélago”!

Con mucha experiencia y respaldad por profesionales de primer nivel, la prestigiosa clínica Saint Paul realiza este tipo de cirugías, con los más altos estándares de calidad del mercado. Y por si fuese poco, entre sus filas tiene al reconocido cirujano plástico, Edwin Vásquez, quien posee un Doctorado en Medicina por la universidad de Sao Paulo – Brasil. Revisa su currículum vitae, aquí. ¡Ven y visita sus instalaciones. No dejes que ese “problema (de aletas de tiburón)” te gane!    

Deja un comentario