Vaginoplastia

En los sociedad Contemporánea, miles de mujeres viven infelices y ‘sin el calor íntimo de la pareja’, luego de haber perdido la satisfacción sexual en sus órganos genitales. “Me siento ‘suelta’. Ya no siento nada. Mi intimidad no es igual que antes”, se lamentan las señoras que sufren con este problema (de libido).

Este daño estructural, por lo general, es provocado por múltiples partos en algunas mujeres y, en otras, como resultado, del proceso natural de envejecimiento de esa zona. “Después de tener varios hijos, tener un bebé grande o un parto difícil, los músculos vaginales (de ellas) quedan suelto y débil”, aseguran los cirujanos plásticos, al indicar que los “tejidos circundantes (de esa región) se estiran y se desgarran”.

Por esta razón, la mayoría de mujeres – con este tipo problema – buscan diferentes alternativas para solucionar esa situación que les molestas y genera sentimiento vergüenza ante su pareja. En ese proceso se someten a una vaginoplastia (o cirugía de rejuvenecimiento vaginal), cuyo procedimiento consiste en reforzar la vagina, a través de la eliminación de exceso de mucosa vaginal y el endurecimiento de los tejidos y los músculos blandos circundantes.

Preparación.

Antes de una vaginoplastia, la paciente se debe someterse a una serie de exámenes, con el objetivo de conocer su estado de salud. “Este procedimiento nos permitirá determinar la situación de sus órganos sexuales, su piel y, a la vez, su organismo son compatibles con los fármacos a utilizar en la cirugía”, aseguran los doctores plásticos, al sostener que “así se evitaran cualquier tipo de complicación a futuro”.

Procedimiento.

Durante el procedimiento quirúrgico, el cirujano une y acorta los músculos estirados en la parte posterior de la vagina con suturas absorbibles y elimina el exceso de piel. Poco después, éste tensa los músculos de la vagina y los tejidos blandos circundantes, dando una inmediata disminución en el diámetro de la vagina. De ahí que las cicatrices serán internas.

Anestesia.

Este tipo de cirugía se realiza bajo la anestesia local (más sedación). Esta medida ayuda a la paciente a relajarse y a no sentir dolor durante la intervención. “Durante la operación, las mujeres se quedaran dormidas y, finalizado este práctica, se despiertan”, manifiestan los especialistas plásticos.

Tiempo de duración

Este procedimiento, por lo general, dura entre 1 y 2 horas.

Recomendaciones luego de una Vaginoplastia

Culminado la cirugía de rejuvenecimiento se recomienda al paciente cumplir con los siguientes puntos:

Guardar reposo por al menos 5 días.
Consumir los medicamentos para disminuir el dolor.
Tener relaciones sexuales luego de 6 semanas después de la cirugía.
Evitar hacer actividades físicas.

Con los más altos estándares de calidad del mercado, la prestigiosa Clínica Saint Paul brinda el servicio de vaginoplastia (o rejuvenecimiento vaginal). Esta institución tiene entre sus filas al reconocido cirujano plástico, Edwin Vásquez, quien posee un doctorado en medicina por la universidad de Sao Paulo – Brasil.

¿Necesitas más información acerca de la vaginoplastia? Escríbenos o llámanos al +51 1 4376999, WhatsApp +51 950895893. También nos puedes visitar en la Avenida Javier Prado Este 4091, frente al Centro Comercial Jockey Plaza en Surco, Lima, Perú y gustosamente te atenderemos.