Síguenos:

Los 5 mitos más comunes del Aumento de Senos

Aumento de Senos: 5 mitos que debes saber

El aumento de senos, como cualquier otra cirugía plástica, conlleva e induce a creer teorías, mitos e inventos sobre su procedimiento o postoperatorio pese a que los que lo manifiestan no tienen relación alguna con la salud o la estética. Estos llegan a convencer y atemorizar a las interesadas a tal punto de incitarla a no querer realizárselo.

Pero, ¿de dónde parte todo esto? Cuando tu intervención no es asistida como esperabas, tu elección de cirujano fue la incorrecta o no llegaste a obtener los resultados planificados, te hace pasar una terrible experiencia, que al comentarlo con otras personas, termina siendo tergiversado y malinterpretado.  Esto en consecuencia de una mala orientación médica.

La realidad es que hay muchas expacientes de esta cirugía que quedaron satisfechas con el resultado y contentas por el cambio que presentaron a tal punto de no reflejar ni confirmar lo que tanto se decía en los mitos. Recuerda que la experiencia y la decisión es tuya, no te dejes llevar por creencias populares y permítete despejar esas dudas a través de este artículo. ¡Sigue leyendo!

Preoperatorio de un Aumento de Senos

Preoperatorio de un Aumento de Senos

El antes de tu cirugía comprende ciertos aspectos importantes que debes considerar y tratar con tu cirujano plástico. Al llegar a la consulta, te someterás a un análisis detallado y personalizado que determinará qué tipo de aumento requieres, el tamaño según la armonía de tu cuerpo, las expectativas de la cirugía, los resultados y hasta el costo de tu intervención. Durante tu evaluación, se te pintarán los pechos para diseñar la zona a operar y observar la caída natural de cada una para proyectar cómo sería el resultado final,

Es importantísimo que preguntes todo lo quieras, aprovecha que tienes al especialista y despeja tus inquietudes porque luego será tarde. Asimismo, manifiéstale lo que deseas y esperas de tu cirugía, tiene que gustarte a ti porque tú lucirás ese aumento de senos, así que da por hecho que la vergüenza y el temor deberás dejarlo en casa. Ambos producto de su conversación, podrán concluir con los resultados requeridos sin expectativas falsas y con el realismo necesario que lo merece tu cuerpo.

Lee también:  Mamoplastia: recuperación aumento de mamas

A la par de la consulta, es importante que el cirujano te haga una historia clínica bien detalla para tener presente si padeces de una enfermedad o tienes una medicación. Pues una o cualquiera de estas puede interferir en el acto quirúrgico, por ello, se te solicitará un análisis de sangre para ver tu hemograma y coagulación. Y según el cirujano haya reconocido otros males o posee de una duda respecto a tu salud, puede que te mandé a realizar otros exámenes.

Los 5 mitos más comunes del Aumento de Senos

Los 5 mitos más comunes del Aumento de Senos

A continuación, Clínica Saint Paul preocupados por tu salud y tu belleza, desmentirá 5 de los mitos más comunes del aumento de senos:

Implantes mamarios provocan cáncer

El aumentar el volumen mamario con los implantes de silicona no provoca cáncer ni posee vínculo alguno con enfermedades tumorales, ya que su material es inerte de nuestro organismo, de modo que será imposible que el cuerpo lo rechace o desarrolle células cancerígenas.

Además, no se ha probado científicamente, por el contrario, los estudios indican que la existencia de cáncer mamario es igual que en mujeres que no se han colocado implantes.

Se pierde la sensibilidad en los senos

Luego de una mamoplastia de aumento, sí hay una pérdida de la sensibilidad en los pechos, pero es temporal por el propio trauma quirúrgico de las fibras nerviosas de esa zona. 3 meses de transcurrido la operación, la paciente recuperará la sensibilidad progresivamente.

Es muy raro, por no decir nulo, que esta condición de sensibilidad sea permanente. Aún así, para evitar algún riesgo, es recomendable elegir una prótesis que no sobrepase el ancho de tus senos y acorde a tu figura corporal.

Lee también:  Famosas con Aumento de Senos antes y después

No podrás dar de amamantar

Las prótesis mamarias no interfieren con tu lactancia, tampoco afectan la leche materna ni su mecanismo de producción, pues su colocación es por detrás del tejido glandular y no afecta los conductos de salida necesarios para la lactancia, por lo que este mito es totalmente falso.

A veces se suele confundir cuando no hay suficiente cantidad de leche durante la lactancia, pero es por lo mismo que la mama no ha sido estimulada correctamente. De igual forma, tenerlos no guarda relación con la escasez producción de leche.

Los implantes tienen que ir detrás del músculo

No necesariamente. La decisión de la ubicación de la prótesis es tomada por el cirujano plástico según su evaluación, depende de ciertas características ubicarla ahí: si la glándula mamaria cubre la prótesis en su totalidad, es posible colocarla delante del músculo pectoral; si es todo lo contrario, deberá ser colocada detrás del mismo para ofrecer un aspecto más natural.

Igual esta cirugía es otorgarte un aspecto muy natural, por lo que depende de la ubicación determinada para obtenerlo.

Su duración es máximo de 10 años

Es relativo, depende de la calidad y el material. En general, todos los implantes son de gel cohesivo y no se deforman ni provocan pliegues, pues hay pacientes que lo poseen hasta 30 años. Sí es necesario un seguimiento anual, pero es raro que una o ambas prótesis se rompan por su alta tecnología.

Sin embargo, existen razones para su recambio antes de lo 10 años: el deseo de poseer unas prótesis más grandes, contractura capsular que endurece la zona y rotura o deterioro del material. Cualquiera de estas observaciones se pueden dar con total normalidad, pero no determinan que su tiempo aproximado de duración sea una década.

Lee también:  Liposuccion en ‘cuadro 90 -60 -90’

Cirujano Plástico Certificado en Perú

Cirujano Plástico Certificado en Perú

El principal cirujano plástico de Clínica Saint Paul, el Dr. Edwin Vásquez; posee más de 30 años de trayectoria y ejercicio profesional en la Cirugía Plástica. Adicional a ello, tiene el grado de Doctor en dicha disciplina por la Universidad de Sao Paulo (considerada N.º 1 en Latinoamérica), Brasil.

Además, en el 2014 fue reconocido como uno de los mejores cirujanos plásticos del Perú; según la prestigiosa revista Smart Beauty Guide. Dicha revista, pertenece a la Sociedad Americana de Cirugía Plástica Estética (ASPS); y en la misma, solo aparecen las mejores clínicas estéticas y los mejores cirujanos plásticos del mundo.

Por otro lado, el estudio, la actualización y la vanguardia, es parte del lema de la Clínica Saint Paul; por ello el Dr. Edwin Vásquez, se mantiene siempre actualizado a través de eventos, cursos y congresos; para brindar excelencia a sus pacientes.

En 2009, fundó la Clínica de Cirugía Plástica Saint Paul, con la misión de brindar a los pacientes la más alta calidad de servicios médicos y quirúrgicos.

Escribe un comentario

Clínica Saint Paul - Cirugía Plástica y Estética

La Clínica de Cirugía Plástica y Medicina Estética Saint Paul es una institución de excelencia en el Perú. Usted será atendido por el Dr. Edwin Vásquez.

1