Otoplastia: Luce unas orejas perfectas

¡Súmate a esta nueva tendencia mundial y róbate todos los suspiros!

54

A veces, tener las orejas deformadas afecta mucho la autoestima de miles de mujeres y varones en todo el planeta. Este problema de cartílagos, por lo general se presenta desde el nacimiento o como resultado de una lesión en esa parte del cuerpo.

Para solucionar ese tipo de situaciones, muchas personas se someten a la cirugía de oreja, u otoplastia. Este procedimiento consiste en corregir los oídos torcidos o en reducir el tamaño de esa zona cartilaginosa; con el objetivo de recuperar la apariencia natural de las orejas.

Candidatos para una Otoplastia

Los candidatos son todas las personas (adolescente, jóvenes y adultos) que tienen las orejas prominentes o protuberantes. Además de este requisito, ellos no deben padecer de ninguna enfermedad activa, o condiciones médicas preexistentes.

Técnicas y procedimientos en una Otoplastia

Obedeciendo el proceso normal de una cirugía, los pacientes se deben realizar una serie de exámenes médicos, con el objetivo de conocer sus condiciones de salud; así como determinar el grado de imperfección de esa parte del cuerpo.

Preparación

Días antes de someterte a una otoplastia, los interesados deben pasar una prueba de hemograma (conteo sanguíneo completo) y electrocardiograma (gráfica de la actividad eléctrica del corazón); así como algunos análisis extras.
A  todo ello se suma el pedido del cirujano, quien prohíbe el consumo de alcohol, tabaco y algunos alimentos; lo que permite  crear un contexto adecuado para afrontar este tipo de operación.

Anestesia

Minutos antes de la cirugía se pueden aplicar dos tipos de anestesia, según sea el caso. La local más sedación es utilizado en adolescentes, jóvenes y adultos. La general es empleada en niños mayores de 7 años.La cirugía dura al menos entre una a dos horas.

Procedimiento quirúrgico

Durante la intervención estética  se realiza una incisión detrás de la oreja a operar, zona situada junto al pliegue de esta parte del cartílago con la cabeza; con el objetivo de plegarla más cerca al cráneo. Este tipo de procedimiento quirúrgico, según el Dr. Edwin Vásquez, varía de acuerdo a los diferentes casos de los pacientes.

Recomendaciones después de una Otoplastia

¡Un último esfuerzo, para lucir tus “nuevas orejas”!  Estos son los pasos a seguir:

  • No tocar la venda compresora colocada alrededor de la cabeza para cubrir las orejas.
  • Evitar hacer cualquier actividad física por al menos un mes.
  • Evitar mojar las orejas intervenidas (no ayuda al proceso de cicatrización).
  • Dormir siempre boca arriba para no dañar la zona operada.
  • No golpearse y frotarse las orejas.
  • No exponerse a los rayos solares.
  • No usar gafas.

Cirugía de Orejas en Clínica Saint Paul

La prestigiosa Clínica de Cirugía Plástica Saint Paul tiene mucha experiencia en este tipo de procesos quirúrgicos y tiene como aliados a profesionales de primer nivel. Es más, entre sus filas tiene al reconocido cirujano plástico, Edwin Vásquez, quien posee un doctorado en medicina por la universidad de Sao Paulo – Brasil. Vea el curriculum aquí¡Ven y visita sus instalaciones. No dejes que ese “problema de orejas” te gane! 

Quizás también te interese